En Pizarras y Pizarrones estamos desarrollando un trabajo de campo cuyo objetivo es analizar las preferencias en lecto-escritura de nuestros lectores, así como las nuevas formas de enseñanza y aprendizaje. Les pedimos su colaboración para completar una pequeña encuesta anónima que como máximo les insumirá 10 minutos. Les agradecemos su participación ingresando en el siguiente enlace:
Cierre el 31-05-17

martes, 26 de noviembre de 2013

Google y la inmortalidad...

Autoras/es: Francisco Arellano

Google cumplió recientemente 15 años de existencia. Como un adolescente hiperactivo y con las hormonas desbocadas es incapaz de quedarse quieto. Lo que comenzó siendo uno de tantos buscadores, multibuscadores o metabuscadores que poblaban la red allá por septiembre del año 1998 se convirtió en poco más de dos años en el mayor motor de búsqueda del mundo, siendo en la actualidad un gigante multiproducto. Una larga lista de aplicaciones y servicios que no para de crecer, abarcando cada vez ámbitos más variados. No tiene demasiado sentido que nos paremos a enumerarlos.

Desde hace bastante tiempo Google me recuerda a la película Los inmortales. “Sólo puede quedar uno”. Y eso es justamente lo que Google ha hecho a lo largo de estos años, descabezando competidor tras competidor en una frenética carrera hacia la inmortalidad empresarial y tecnológica.

Ahora, en una nueva vuelta de tuerca se ha lanzado a la aventura de intentar retrasar la muerte. Conseguir la inmortalidad o retrasar el envejecimiento han traido de cabeza a la humanidad desde el principio de los tiempos. No ha sido hasta ahora, con los continuos avances en genética, cuando vemos cada vez más cerca la posibilidad real de aumentar considerablemente nuestra esperanza de vida. Por todo el mundo se está experimentando con terapias y tecnologías encaminadas a retrasar esa “espada de damocles” a la que llamamos envejecer. Según algunos expertos, eliminando el 50% de las enfermedades prevenibles nuestra esperanza de vida aumentaría hasta los 150 años; evitando el 90% de las dolencias podríamos alcanzar los 150 años. En 2008 Aubrey de Grey, un experto en gerontología de Cambridge afirmó en una entrevista: “el primer ser humano que vivirá mil años ya ha nacido”. Y se quedó tan ancho.

Y en esas aparece Google, nuestro Connor MacLeod empresarial y lanza Calico, su apuesta por la tecnología. Rodeada de gran secretismo, esta empresa estará dirigida por el experto genetista Arthur Levinson. Se espera que en un plazo de 10 años Calico desarrolle nuevas tecnologías que alarguen nuestras vidas.

Muy bonito todo eso de la inmortalidad y muy loables los esfuerzos de Google pero surgen preguntas que me producen cierto vértigo. ¿1000 años con “Sálvame diario”? ¿1000 años con Kiko rivera pinchando por las discotecas de España?, ¿1000 años con David Bisbal gritando día sí y día también “Essto e increible!”?

Que Dios nos coja confesados.
Eso es todo por ahora tribu. Nos vemos en la nube…

No hay comentarios: